Consejos de belleza

Posted by admin on Feb 17, 2010

Nuestra piel evidencia cómo nos alimentamos y nos cuidamos, lo ideal es que tomemos conciencia de los cuidados que debemos darle a diario. Para ello, tenemos algunos tips ideales para encarar con toda la actitud el año que recién comienza; conocelos y empezá a cuidarte.

-Beber 2 litros de agua por día (si no somos de tomar agua, empezar con un vaso y luego ir sumando las cantidades). Esto no sólo afecta al cuidado de la piel sino también para el pelo y nuestra salud en general.

-Humectar la piel todos los días luego de higienizarla, con emulsiones que tengan vitamina A, urea, acido láctico, etc.

-Alimentarnos bien, la alimentación es un hábito que debe incluir variedad y equilibrio entre todos los grupos de comida. Es fundamental también evitar la monotonía, cambiando de gustos y probando nuevos sabores constantemente.

También, hacer actividad física nos ayuda:

* Previene y/o retrasa el desarrollo de hipertensión arterial, y disminuye los valores de tensión arterial en hipertensos.

* Mejora el perfil de los lípidos en sangre (reduce los triglicéridos y aumenta el colesterol HDL).

* Mejora la digestión y la regularidad del ritmo intestinal.

* Incrementa la utilización de la grasa corporal y mejora el control del peso.

* Ayuda a mantener y mejorar la fuerza y la resistencia muscular, incrementando la capacidad funcional para realizar otras actividades físicas de la vida diaria.

* Ayuda a mantener la estructura y función de las articulaciones. La actividad física de intensidad moderada, como la recomendada con el fin de obtener beneficios para la salud, no produce daño articular y por el contrario puede ser beneficiosa para la artrosis.

* La actividad física y de forma especial aquella en la que se soporta peso, es esencial para el desarrollo normal del hueso durante la infancia y para alcanzar y mantener el pico de masa ósea en adultos jóvenes.

* Ayuda a conciliar y mejorar la calidad del sueño.

* Mejora la imagen personal y permite compartir una actividad con la familia y amigos.

* Ayuda a liberar tensiones y mejora el manejo del estrés.

* Ayuda a combatir y mejorar los síntomas de la ansiedad y la depresión, y aumenta el entusiasmo y el optimismo.

Asesoró Dra. Mónica Milito

Fuente: Revista Ohlalá